A pesar de que Kuwait no es todavía un país democrático como lo pueda ser España, es evidente que hay muchos signos de que se está en el camino para conseguirlo, debido a que se están haciendo las cosas enfocadas en que el pueblo participe, por supuesto la mujer también e intentar dejar de lado las compras de votos, elecciones tribales y otras cosas que no hacen que Kuwait pueda ser un país democrático algún día, que es lo que se pretende y es lo que el pueblo quiere.

kuwait1.jpg

De momento el pueblo puede participar en ciertas cuestiones, aunque no demasiadas, pero poco a poco está cambiando y esto es muy diferente a lo que pasa en países como China, que se llama Democracia, aunque en realidad es una persona la que toma las decisiones y siempre pensando en su beneficio, pero en Kuwait las cosas se están haciendo diferentes, con todo el riesgo que eso conlleva, ya que hay grupos que no ven con buenos ojos este camino hacia la democracia que el país está experimentando.

Esperemos que otros países tomen la senda de Kuwait, porque la Democracia es lo que tiene que imperar, para que el pueblo tenga poder suficiente como para hacer cambiar leyes, cambiar a líderes y que éstos no permanezcan para siempre, como en el caso de países como Fiyi, Filipinas, Venezuela, Rusia y tantos otros, donde estos líderes se creen los dueños del universo, ya que lo que debe de primar es la opinión del pueblo y respetar los derechos de todos sus ciudadanos.